LA PROFESIÓN COMO LUCHA Y JUEGO (ASPECTO COMERCIAL Y HUMANO):

Una parte nada despreciable de nuestro trabajo inevitablemente está dedicado a compatibilizar, en aras de una propuesta de calidad, la implicación e intereses diversos de las personas activas en el hecho constructivo. En este sentido, podemos hablar del proceso como JUEGO COOPERATIVO donde la COMPETENCIA Y LA COOPERACIÓN aparecen continuamente; es necesario definir ESTRATEGIAS GANADORAS que  beneficien siempre el resultado final de nuestro trabajo.
Resulta imprescindible, por una parte, reconocer a los actores y sus intereses, así como su capacidad de interlocución y, por otra, establecer una cooperación entre profesionales que resulte capaz de llevar a cabo los encargos, garantizando el cumplimiento de los requisitos: apostamos por una ESTRUCTURA DE GUERRILLA, basada en profesionales independientes distribuidos en una RED ABIERTA pero que conocen, en la medida de lo necesario para cada proyecto, el sistema de trabajo y los criterios de exigencia de la marca abar.
La mejor imagen de marca, por la que aspiramos a que nos reconozcan, es el hecho construido, aunque esto también exige un esfuerzo por darlo a conocer. Tanto la gestión de los proyectos finalizados (PASADO) como la consecución de nuevos encargos (FUTURO)  deben convivir así con el trabajo de producción de los trabajos en curso (PRESENTE).

Arte
Lucha y juego

Servicio al cliente y a la sociedad